Cómo entender la nueva economía petrolera mundial

0
222

¿Por qué han caído los precios del petróleo? ¿Es un fenómeno temporal o refleja un cambio estructural en los mercados petroleros mundiales? Si es estructural, tendrá importantes consecuencias para la economía mundial, la geopolítica y nuestra capacidad para gestionar el cambio climático.

Con los precios de consumo estadounidenses actuando como deflactor, los precios reales se redujeron en más de la mitad entre junio de 2014 y octubre de 2015. Durante este último mes, los precios reales del petróleo fueron un 17 por ciento inferiores a su promedio desde 1970, a pesar de que estaban muy por encima de los niveles de principios de 1970 y de entre 1986 y comienzos de la década de 2000.

Un discurso de Spencer Dale, economista principal de BP, aclara qué está influyendo en los precios del petróleo. Él argumenta que la gente tiende a creer que el petróleo es un recurso agotable cuyo precio es probable que aumente con el tiempo; que las curvas de oferta y de demanda del petróleo son “inelásticas”; que el petróleo fluye predominantemente a los países occidentales; y que la OPEP está dispuesta a estabilizar el mercado. Según el Sr. Dale, la mayor parte de estas creencias populares en relación con el petróleo son falsas.

Parte de lo que está sacudiendo estas conjeturas es la revolución de esquisto de EEUU. La producción estadounidense de petróleo de esquisto ha aumentado desde prácticamente nada en 2010, a alrededor de 4.5 millones de barriles diarios. La mayoría del petróleo de esquisto es, según el Sr. Dale, rentable a un precio entre US$50 y US$60 por barril.

Además, la productividad de la producción de petróleo de esquisto (medida como la producción inicial por plataforma) aumentó a más del 30 por ciento al año entre 2007 y 2014. Pero sobre todo, el rápido crecimiento de la producción de petróleo de esquisto fue el factor decisivo en la caída del precio del crudo el año pasado: la producción de petróleo estadounidense en sí aumentó en casi el doble de la expansión de la demanda. Se trata, simplemente, de un asunto de oferta.

¿Qué podría implicar esto?

Una implicación es que la elasticidad a corto plazo del suministro de petróleo es mayor de lo que solía ser. Una proporción relativamente alta de los costos de producción de petróleo de esquisto es variable, ya que la inversión es rápida y produce un rápido retorno. Como resultado, la oferta es más sensible a los precios que el petróleo convencional, el cual tiene costos fijos altos y costos variables relativamente bajos.

Esta relativamente alta elasticidad de la oferta significa que el mercado debería estabilizar los precios de manera más eficaz que en el pasado. Pero la producción de petróleo de esquisto también es más dependiente de la disponibilidad de crédito que el petróleo convencional. Esto añade un canal financiero directo al suministro de petróleo.

Otra implicación es un enorme cambio en la dirección del comercio. En particular, China e India probablemente se convertirán en importadores netos de petróleo mucho más importantes, conforme se reducen las importaciones netas estadounidenses. Muy posiblemente, el 60 por ciento del aumento global de la demanda de petróleo provendrá de los dos gigantes asiáticos durante los próximos 20 años.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here