Osiris Disla Ynoa, pidió a las autoridades ser un poco más prudentes al obligar que se cumpla el toque de queda

0
403

El abogado y profesor dominicano, Lic. Osiris Disla Ynoa, pidió este día a las autoridades Dominicanas, presidente Luis Abinader Corona, al Ministro de Interior, al Director  General de la Policía y al Ministro de Defensa, ser un poco más prudentes al ordenar,  requerir y exigir a los ciudadanos que cumplan con el toque de queda autorizado por el decreto 720-2020 de fecha 30 de diciembre del 2020.

Dijo el jurista que lo que está sucediendo parce más bien una batalla, una guerrilla civil entre policías y ciudadanos, lo que representa una locura constitucional y un grave error para el gobierno, pues las ordenes y su cumplimento tienen que tomar en cuenta  una realidad, que hoy vive la nación dominicana y el mundo,  que no la conocen los policías, a los cuales solo les gusta maltratar, golpear y abusar de las gentes, ya que esa es su naturaleza común. Advirtió que el Ministerio Público no se puede prestar a ese juego de mal gusto y contribuir con el menoscabo colectivo de los derechos fundamentales, que siguen vigentes aunque haya toque de queda y que solo se puede limitar.

Al ser cuestionado el abogado dijo ¨esto es una locura, una histeria colectiva, que el gobierno no comprenda la realidad de su pueblo y le permita a los policías trancar a medio mundo, con razones y sin ellas, en medio de situaciones de salud, que las gentes deben salir a comprar medicinas, a veces de urgencia y que le esperan los policías para desconsiderarlos.

Aclaró que desde su punto de vista, si el gobierno no controla esos caballos apocalípticos de la Policía Nacional, pagará muy caro su error, pues la gente votó, no para recibir humillaciones, golpes o maltratos, por lo que pidió dar cumplimiento a las órdenes, pero sin excesos, sin abusos, pues ya la nación está harta de estos abusos policiales que son asquerosos e insoportables.

Puso como ejemplo las provincias del Cibao, Hermanas Mirabal, San Francisco y Santiago, donde según sus informes  las gentes las sacan de las puertas de sus casas, alegando que están incumpliendo el toque de queda, y lamentó esta situación y gritó a los cuatro vientos ¨todos los gobiernos son iguales, esto no lo soporta nadie, ¡que vaina esta carajo!¨

El jurista estableció que el gobierno debe poner al frente de los operativos policías que comprendan las gentes y dejen pasar algunas cosas que se justifican, pues de tanto apretar la tuerca ya corrieron la roca y cuando la roca se corre, nace el salvajismo y a Luis Abinader Corona, no le hará bien esa práctica malsana y brutal.  

No vió con buenos ojos los excesos, ya que bajo el alegato de que hay toque de queda le están creando una empresa paralela a los policías, aquellos que sacan numerosos beneficios económicos de la situación y a los jefes policiales  regionales y locales  los presentan como dioses, a los cuales hay que arrodillárseles y rogarles en oración para que tomen en cuenta las situaciones excepcionales de los apresados y eso es una asquerosa corrupción aunque lo haga quién sea y eso harta y ya se les fue de las manos, pues han sido apresados, abogados, generales, fiscales, médicos y ahora los bastardos andan con cámaras para gravar las humillaciones y decir que se está violando el toque de queda, mientras el presidente está en su casa campante y sonante, como si no sucediera nada.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here