¡Notarios Públicos, Fe Pública, e Instrumentación De Actas De Embargo!

0
1974

Análisis:

Por: Osiris Disla Ynoa, M.A

El legislador dominicano, describió en la Ley 140-15, artículo 20, el alcance de las características que posee la fe pública de un Notario, estableciendo que la misma se extiende a los hechos comprobados, la forma, el lugar, el día y la hora en que instrumentó su actuación.

Los actos Notariales que gozan de fe pública, tienen fuerza probatoria hasta inscripción en falsedad, en aquellos aspectos que el Notario comprobó, partiendo de la confianza que el Estado le ha suministrado a dicho funcionario Notarial.

El artículo 51 del nuevo instrumento jurídico, le otorga funciones al notario que anteriormente le correspondían al alguacil, aun cuando el alguacil es también depositario de fe pública; sin embargo, el descredito en la actuación ministerial de algunas personas, sobre todo en la ejecución, permitió que el legislador traspasara solamente una parte de lo que se va a ejecutar en mano del Notario, se trata de la instrumentación del acta de embargo, su contenido y la forma, así como los testigos que serán asentado en el acta. No se puede cometer el error de creer que al Notario se le asignaron funciones de ejecución, porque es una percepción equivocada, lo que sucede es, que a partir de la vigencia de la Ley 140-15, tanto la instrumentación del acta de embargo, como los inventarios de los bienes perteneciente a las personas que son desalojada, le corresponden al Notario, es decir, para la ejecución de un embargo, el alguacil deberá estar acompañado del Notario Público.

El depositario de la fuerza pública sigue siendo el alguacil, el oficial de la justicia encargado de la ejecución sigue siendo el alguacil, pero la instrumentación y elaboración del acta, es facultad del Notario.

De igual forma, los Notarios también tendrán la función de establecer en su acta de embargo todo lo relativo a las incidencias del mismo, los bienes embargados, y quienes son los propietarios, en todo caso, los que resultan más beneficiados son los propios alguaciles, pues se libraran de querella temeraria, y de problemas posteriores a la ejecución.

También los Notarios son los encargados de poner en posesión a los administradores provisionales, los guardianes de embargo, testigos de embargo, entre otros aspecto.

La Ley 140-15, en este aspecto protege la propiedad, la credibilidad y la seguridad jurídica que debe el Estado a los ciudadanos.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here