¿Qué es la matronatación?

0
417
Imagen matronatación, fuente externa.

Por: Maite Pérez Pablo, Monitora de natación y actividades acuáticas, Revista Ávila en Salud

Es natación para bebés en compañía de su madre o padre y guiados por un monitor debidamente formado para impartir esta actividad, en un periodo comprendido entre los 0 y 24 meses, pudiendo ser ampliado hasta los tres años, aunque en la mayoría de centros deportivos no empiezan a trabajar con ellos hasta los 6 meses, donde su sistema inmunológico está más reforzado.

La natación es el deporte más completo para todas las edades y no es menos para ellos aunque no tengan aún la capacidad de nadar largas distancias solos, es mucho el ejercicio que hacen ya que sin saber andar o incluso gatear fuera del agua, dentro la movilidad es mayor y hace que el ejercicio que realizan sea muy completo porque mueven y ejercitan todo el cuerpo, es un proceso lento debido a su corta edad y dependencia de los padres y no debemos tener prisa para que la actividad de sus frutos, en el que el aprendizaje, el juego y diversión están asegurados, consiguiendo enormes beneficios para nuestros pequeños.

Los objetivos de esta actividad son conocer el medio acuático y las posibilidades que nos ofrece para disfrutar con nuestro bebe, los desplazamientos simples y complejos en el agua, mantener el equilibrio y la flotación, controlar la respiración al meter la cabeza, para que él bebe tenga recursos en caso de caer al agua y ser capaz de mantener la respiración sin atragantarse, girar sobre sí mismo para poder sacar la cabeza y respirar o para desplazarse una corta distancia hasta llegar al borde de la piscina donde podrá agarrarse. Aumentar el vínculo afectivo entre padres e hijo y relacionarse con otros bebes, trabajar la percepción y estructuración espacio temporal, desarrollando todos sus sentidos en la exploración y vivencia de tamaños, colores, formas, texturas, ritmos, duración de las cosas… que jueguen y se diviertan aprendiendo y compartiendo ese momento especial con sus padres y se relajen disfrutando del agua.

¿En que favorece la matronatación a los bebes?

  • Perder el miedo al agua, a medida que crecemos, la vida nos enseña cosas buenas y malas, eso nos hace tener más miedos y ser más conscientes de que algo malo nos puede pasar cuando no conocemos el entorno en el que nos encontramos y nos sentimos inseguros, por este motivo, cuanto más pequeños sean, mejor aprenderán y más favorecerá a su desarrollo, ya que vivirán esta experiencia sin miedo y al desarrollar antes sus sentidos, mejor asimilaran otras circunstancias que tendrán que vivir a lo largo de la infancia.
  • Al buen desarrollo psicomotor, los bebes aprenden antes a convertir sus movimientos involuntarios en voluntarios, esto beneficia a la hora de aprender a gatear, caminar, correr, sujetar objetos, coordinar movimientos, expresarse con más claridad a través de signos corporales antes de aprender a hablar bien y desarrollar su capacidad de reacción ante distintas situaciones.
  • Desarrollo del tono muscular y motricidad, los bebes pasan varios meses de su vida tumbados, haciendo movimientos con sus extremidades sin ser capaces de coordinar y sin fuerza para mantenerse sentados ellos solos hasta los cinco meses aproximadamente y hasta los 12 no suelen mantenerse de pie solos, en ese momento es cuando empieza a desarrollarse más notoriamente su tono muscular, en el agua empiezan a desarrollarlo desde el momento en el que empiezan la actividad, todo su cuerpo se ejercita y al hacer los movimientos con la resistencia del agua, sus músculos se desarrollan y fortalecen antes, consiguiendo que los siguientes pasos en su crecimiento estén reforzados por unos músculos fuertes y bien formados.
  • Estimula los reflejos posturales y de desplazamiento, los de aproximación y orientación, defensivos, segmentarios… Con los distintos ejercicios de matronatación, los bebes trabajan con sus cuerpo, su mente y sus sentidos, así son capaces de reaccionar más rápidamente a distintos estímulos poniendo a prueba sus refl ejos y mejorándolos día a día.
  • Fortalecimiento cardiorrespiratorio: Nadar, moverse en el agua, fortalece el corazón y los pulmones al hacerlos trabajar. Las respiraciones en la piscina, haciendo ejercicio, aumentan la eficiencia en la oxigenación y traslado de la sangre.
  • Fortalece la relación afectiva con los padres, en los días que vivimos es raro que los padres puedan disfrutar de sus bebes cada momento del día por el trabajo y las obligaciones, compartir esta actividad hace que los bebes se sientan más protegidos por sus padres en un medio que desconocen, jugar, divertirse juntos, abrazarse y hacerse carantoñas fuera de la rutina, aprendiendo juntos, refuerza la complicidad, la amistad, el cariño… los padres se sorprenden de ver lo que son capaces de hacer sus bebes y los niños viven una aventura cada momento que pasan con sus padres divirtiéndose y compartiendo juntos.
  • Mejora la calidad del sueño y la alimentación, al practicar este deporte y consumir energía, algunos bebes que no suelen comer bien, empiezan a pedir su ración de comida nada más hacer el ejercicio y a la hora de dormir, al haber trabajado hace que su sueño sea más profundo y reparador favoreciendo a su crecimiento también.
  • Aprenden a relacionarse y compartir con otros bebes, los grupos de matronatación están formados por varios bebes y padres, muchos de los ejercicios y juegos son individuales pero muchos son también de forma colectiva en los que participan todos los componentes, compartiendo material como colchonetas, pelotas, muñecos y actividades, de esta manera los bebés se relacionan y comparten unos con otros, haciendo más fácil el momento de ir a la guardería o al colegio.

Si buscas una actividad completa, sana, útil y divertiría para tu bebe y que puedas disfrutar junto a él, aquí la tienes.

Artículo publicado por Revista Española Ávila en Salud, en colaboración con Diario Despertar. Puede acceder a la revista en www.emstore.es