Los jueces ven empate el combate de Canelo Alvarez-Gennady Golovkin

0
68

LAS VEGAS — El boxeo vivió una de las noches más memorables en su historia el sábado 16 de septiembre de 2017, cuando Saúl “Canelo” Álvarez y Gennady Golovkin le regalaron un pleito de época a 22 mil 358 aficionados alrededor del cuadrilátero y millones más en el mundo y que terminó con un empate que dividió opiniones.

La jueza Adalaide Byrd calificó la pelea 118-110 para “Canelo”, Dave Moretti tuvo 115-113 para Golovkin y Don Trella calificó el pleito como un empate a 114 que no agradó a muchos, pero que, al final, correspondió a la entrega de ambos púgiles en el ensogado.

Golovkin retuvo por decimonovena ocasión el campeonato de peso Medio y mantuvo su invicto como profesional al quedarse con marca de 37-0-1 y 33 nocauts, mientras que Álvarez se quedó con 49-1-2 y 33 cloroformos.

Al final de la reyerta, ambos peleadores hablaron de una segunda pelea, que se rumora, ya estaba pactada en el contrato para la exhibición en la T-Mobile Arena de Las Vegas, aunque el mexicano y el kazajo lo negaron.

Tras regalarle a los aficionados un gran pleito, la arena se volcó a favor del kazajo y emitió algunos abucheos al mexicano, quien se había mantenido favorito en la mayor parte de la histórica velada que dejó con ganas de más entre estos dos hombres.

La zona de prensa también estaba dividida con sus puntuaciones. Muchos tenían empate, otros a “Canelo” arriba y otros a Golovkin como ganador. La tarjeta de ESPN fue de 115-113 para el púgil tapatío.

Round 1, Canelo 10-9
Desde el primer episodio, Golovkin fue al frente con el jab por delante y Álvarez moviendo la cintura. “Canelo” sorprendió con un obús al cuerpo que aguantó bien el kazajo, quien falló lo que tiró ante el boxeo del mexicano y sus contragolpes que elevaron la adrenalina a más no poder.

Round 2, Canelo 10-9 (20-18 – Canelo)
“Canelo” comenzó a soltar el jab y hacia el final del primer minuto soltó una larga combinación que GGG apenas evadió. El kazajo estaba ahí, en el centro del ring, buscando el error que no llegaba y a cambio, le metieron dos fuertes izquierdas que le hicieron dar un par de pasos hacia atrás. Al final, el jalisciense cerró con un upper portentoso.

Round 3, Canelo 10-9 (30-27 – Canelo)
GGG buscó meter más presión y en espacio de un metro, sin dar marcha atrás, se lanzó con todo. “Canelo” logró asestar un par de rectos al cuerpo y el kazajo buscó con el jab. Era toma y daca en el centro del ring de manera violenta mientras el público se desbordaba. Las combinaciones de Álvarez hicieron la diferencia ligeramente, pero seguía peleando en un barril de pólvora y Gennady lo sabía.

Round 4, Golovkin 10-9 (39-36 – Canelo)
GGG buscó tener el control pronto con la mano izquierda desde todas las latitudes, mientras Canelo le buscaba con el contragolpe. Muchos de los golpes de Golovkin quedaron en los guantes del mexicano, quien se quedó de forma peligrosa en el lugar que más le convenía a su rival. El asiático fue por Canelo y desde las cuerdas, el mexicano lo espero a pie firme, pero con la cintura lista. GGG aprovechó ese momento y alcanzó a meter una fuerte derecha al rostro del jalisciense, quien ni se inmutaba.

Round 5, Golovkin 10-9 (48-47 – Canelo)
Otra vez, “Canelo” se dejó llevar a las cuerdas y ahí soltó su metralla peligrosamente, hasta que logró salir y volvió a meter sus nudillos con base en la izquierda de gancho y la derecha pegada al rostro. Una derecha del kazajo hizo temblar el rostro del mexicano y levantó a la arena. En una esquina se estaban dando de manera electrizante. Las Vegas era una sucursal del manicomio.

Round 6, Canelo 10-9 (58-56 – Canelo)
La presión de Golovkin llevó a “Canelo” contra las cuerdas y desde ahí, el mexicano mostró la garra para volver con fuerte trabajo al cuerpo. Había despertado la bestia, pero “Canelo” quería dominar de nuevo. La izquierda del tapatío le estaba dando resultados. En un abrazo, “Canelo” le tiró un golpe prohibido a GGG, quien reclamó decentemente, pero a los fans no les gustó tanto. En la reanudación, Golovkin fue por Álvarez, pero encontró respuesta.

Round 7, Golovkin 10-9 (67-66 – Canelo)
Salieron con la carabina al hombro y los pantalones bien puestos, dispuestos a matar o morir. “Canelo” trató de mantener lejos al enemigo con el jab y combinaciones de tres a cuatro golpes, pero a GGG no le importaba recibir con tal de dar. Casi siempre recibió más de lo que daba, pero “Canelo” se lo dejó llegar más de lo esperado y aunque no era tan efectivo, el kazajo dio la impresión de gozar el momento.

Round 8, Canelo 10-9 (77-75 – Canelo)
Golovkin pareció tener el momento físico en la pelea. “Canelo” recibió un sólido obús casi al comenzar y un fuerte jab más tarde, pero el mexicano respondió con golpeo al cuerpo para tratar de bajar la estamina al kazajo y de vez en vez metió la izquierda de gancho arriba. “Canelo” también regaló un upper de estampa con mano derecha que el público celebró y le permitió amarrar el round.

Round 9, Canelo 10-9 (87-84 – Canelo)
El primer minuto fue de antología. Golovkin le metió una derecha memorable y “Canelo” respondió con la izquierda para prender las alarmas en la arena. Cuando más estaban en el toma y daca, el mexicano sacó un volado derecho con el que puso orden, pero GGG no dio un paso atrás y llevó una vez más al rival contra las cuerdas, donde, pese a todo, le gustó boxear al mexicano.

Round 10, Canelo 10-9 (97-93 – Canelo)
“Canelo” soltó candela y fue por el nocaut. Golovkin trastabilló tras una fuerte combinación del mexicano, quien también tuvo momentos de apremio cuando se le fue el kazajo con todo. Ambos soltaron bombazos, pero no llegaron al objetivo. El boxeo por piernas de Saúl le permitió salirse con la suya en el último minuto.

Round 11, Golovkin 10-9 (106-103 – Canelo)
Golovkin fue por “Canelo” y el mexicano capoteó los primeros segundos. El kazajo era un tren que no iba a parar, pero el mexicano tampoco se iba a rajar. GGG fue en todo momento como la esquina le ordenaba y el tapatío, con lo que le quedaba, respondía cuando podía, porque el kazajo, quien se sentía abajo en las tarjetas, estaba tirando fuerte.

Round 12, Golovkin 10-9 (115-113 – Canelo)
Con un abrazo se brindaron respeto, pero éste se acabó porque Canelo soltó fuerte las manos, pero, cual guerrero, Golovkin soltó también lo suyo. Era un duelo de cabina telefónica y Canelo estaba dominando, sin embargo, el león kazajo no estaba dispuesto a perder así y arremetió fuerte para volver a poner en problemas al jalisciense. Al final, los dos cumplieron con lo prometido y le dieron al boxeo la pelea que merecía.